sábado, 8 de septiembre de 2018

Los chacras y la gemoterapia



Los seres humanos son una acumulación de energía debido a la relación entre diferentes campos de energía presentes en el organismo. Nuestra existencia independiente es una ilusión, pero es omnipresente. A través de innumerables canales de energía, el universo está conectado. Todo es una única energía y últimamente todas las enseñanzas están apuntando hacia esa idea tan antigua. La física cuántica afirma que sólo el 4 por ciento de la emisión es visible para el ojo humano, el 95 por ciento es un enorme desperdicio de espacio. Según la mitología hindú, hay 7 chacras en el cuerpo.

Estas chacras son la columna vertebral del sistema energético del cuerpo. Las chacras son de color brillante. Como seres espirituales que somos recibimos energía de la fuente y se distribuye por el cuerpo, empleando como canales de transmisión y comunicación los diferentes chacras. Cuando estos están bloqueados, existen problemas en el cuerpo físico, emocional o espiritual. Un desequilibrio en la energía se manifiesta también como la imposibilidad para crear la vida que se desea. Hay varias formas a través del cual los desequilibrios en las chacras se pueden sanar. Uno de los métodos más eficaces es utilizar minerales para la curación.

Las piedras preciosas son de fácil uso además de potentes herramientas para la sanación espiritual. Cualquier persona interesada en la sanación con las piedras preciosas podrá encontrar información en internet o realizando algún curso de fin de semana, que para empezar, como introducción sirve a la perfección.

El Chacra Raíz es el chacra base responsable del almacenamiento de la energía. El elemento de este es la tierra. Las piedras naturales que irán bien para sanar serán de color negro u oscuro como pueden ser el rubí, cuarzo ahumado, turmalina, granate, jaspe rojo, además de la poderosa obsidiana.

El Chacra Sacro es el segundo chacra y es el centro de la vitalidad, la creatividad, la sexualidad, y la riqueza. El elemento es el agua y el color el naranja. Las gemas o minerales que pueden utilizarse para curar a serán la cornalina, ámbar, citrino, topacio, coral oro a venturina, calcita, melocotón.

El Chacra del Plexo Solar es el ego y la identidad personal de estabilidad emocional. El elemento es el fuego y su color asociado es el amarillo. Las piedras que ayudarían a curar a esta chacra son el ojo de tigre, el ámbar el topacio o el citrino.

El Chacra del Corazón es el cuarto chacra y se conoce por albergar la mayoría de las fuentes de las energías creativas. El elemento de esta chacra es el aire y su color asociado es el color rosa o verde. Las piedras asociadas para sanarlo son la turmalina rosa, el cuarzo rosa, verde jade y las piedras preciosas como son la esmeralda.

El Chacra de la Garganta está asociado con la comunicación, etc... El elemento es el éter y su color es el azul. Las piedras que pueden curarlo son las aguamarinas, las calcedonias, la turquesa, y la crisocola.

El Chacra del Tercer Ojo, se relaciona con la realidad física y con la sabiduría espiritual. El elemento es el éter y su color el índigo. El lapislázuli, zafiro, o la modalita puede ayudar a sanar esta chacra tan importante.

El Chacra de la Corona. Es la principal conexión con la fuente. Su elemento es el éter y sus colores son el blanco o el violeta. Los minerales son la amatista y el cristal de cuarzo.